martes, 14 de junio de 2016

Intel logra pedidos de chips de Apple, una victoria importante




Los iPhones de la red de Verizon Communications. seguirán teniendo piezas de Qualcomm, que es el único proveedor del principal componente de comunicación de las versiones actuales del producto estrella de Apple.
 Los nuevos iPhones de Apple utilizarán módems de Intel, que reemplazarán los chips de Qualcomm en algunas versiones del próximo celular, una estrategia de la empresa cotizada de mayor valor con el fin de diversificar su base de proveedores.

Apple había elegido los chips de módem de Intel para los iPhones que utilizan la red inalámbrica de AT&T. en Estados Unidos y para algunas otras versiones del smartphone en mercados en el extranjero, dijeron personas con conocimiento de la materia. Los iPhones de la red de Verizon Communications. seguirán teniendo piezas de Qualcomm, que es el único proveedor del principal componente de comunicación de las versiones actuales del producto estrella de Apple. Fundamentalmente para Qualcomm, los iPhones que se venden en China trabajarán con sus chips, dijeron las personas que pidieron no ser identificadas ya que Apple todavía no hace públicos sus planes.

Todos los representantes de las compañías se negaron a comentar.

Los pedidos de Apple representan el primer gran triunfo del programa de chips móviles de Intel, que había enfrentaba dificultades para lograr relevancia y acumulado pérdidas de operación. El golpe al fabricante de chips más grande del mundo afecta aún más el dominio de Qualcomm en los procesadores de banda base que conectan a los teléfonos con las redes y convierten las radioseñales en voz e información. En tanto Qualcomm pierde algunos pedidos, también retiene una gran parte del negocio de Apple, compensando la preocupación de que uno de sus mayores clientes lo abandone por completo.

Intel revirtió sus pérdidas anteriores y avanzó hasta 0.7% a US$ 32.15. Las acciones cayeron 7.3% este año hasta el jueves. Qualcomm cayó hasta 2.9% a US$ 53.40. Las acciones habían estado 10% arriba en lo que iba del año.

Se estima que AT&T venderá 22 millones de iPhones este año y 23 millones en 2017, según Walt Piecyk analista de BTIG LLC. Verizon, que tiene una base de usuarios ligeramente más pequeña, venderá un estimado de 21 millones de iPhones en 2016 y 22 millones el próximo año, estima Piecyk. Apple vendió más de 231 millones de unidades a nivel global en el año fiscal de 2015. La próxima versión, que saldrá a la venta en el tercer trimestre de este año, se cree se llamará iPhone 7.

Infineon Technologies AG fue el proveedor de módems del iPhone original en 2007. La división inalámbrica de Infineon después fue adquirida por Intel, quien perdió el contrato cuando Apple eligió a Qualcomm para las versiones subsiguientes del iPhone que ofrecían un mayor rango de datos. Desde entonces, los chips de Intel no han logrado aparecer en ningún smartphone con ventas significativas y la compañía han ganado menos del 1% en participación del mercado.

Elegir la pieza de Intel para una importante función del producto que genera cerca de dos tercios de los ingresos anuales de Apple podría representar una apuesta calculada por la compañía. Traer al juego a proveedores menos destacados es una vieja práctica de los fabricantes de dispositivos que buscan estar en una mejor posición para negociar los precios. Sin embargo, analistas como Stacy Rasgon de Sanford C. Bernstein han dicho que los módems de Qualcomm se mantienen a la delantera, en cuanto a capacidad, frente a los que ofrece Intel cuando se mide la cantidad de datos que pueden mandar al teléfono desde la red.

Rasgon estima que Qualcomm obtiene de Apple cerca de US$15 por iPhone o aproximadamente US$3.470 millones durante el año fiscal 2015 de Apple.

El máximo responsable ejecutivo de Qualcomm, Steve Mollenkopf, les dijo a los analistas durante una teleconferencia de resultados en abril que suponía que un cliente importante cambiaría a múltiples proveedores. El otro clientes relevante de Qualcomm es Samsung Electronics Co., que ya utiliza múltiples proveedores de componentes para sus teléfonos. Mollenkopf dijo que independientemente de eso, la productividad del negocio de chips de la compañía continuará mejorando en el segundo trimestre de 2016.

0 comentarios:

Publicar un comentario