jueves, 14 de abril de 2016

Los mejores discos sólidos SSD según tu bolsillo


Si estas considerando dar el salto de una vez y abandonar los discos duros esta  es la  guía para ti , ya que en ella te daremos las claves para elegir los mejores SSDs en función de tu presupuesto, aunque también haremos algunas indicaciones importantes en general para resolver algunas preguntas que suelen ser habituales antes de cambiar a una solución de almacenamiento NAND Flash.Las SSD son memorias Flash.Son encapsuladas  en un plastifico tipo o de metal ,imagina una memoria SD de 128 GB eso es.

 bueno empezamos con una introducción sencilla pero necesaria, y como siempre os invitamos a dejar cualquier duda que podáis tener en los comentarios.

¿Qué es y por qué  debería cambiar a un SSD?

Todos sabemos que los discos duros tradicionales están basados en un sistema de platos junto a un cabezal mecánico que es el que realiza las labores de lectura y escritura. Tienen piezas móviles, y en su rendimiento dependen de aspectos como la velocidad de rotación, expresada en miles de revoluciones por minuto, y de la memoria caché.

Sin embargo a la hora de hacer un uso real es necesario hacer un mantenimiento mínimo si queremos mantener el rendimiento tras hacer varias instalaciones y desinstalaciones, ya que los discos se fragmentan, un efecto nada deseable que implica que la unidad tarda más en localizar las partes de un mismo archivo ya que estas se encuentran “desperdigadas”.

Los SSDs por contra no tienen piezas móviles, por lo que no generan ruido ni vibraciones, tienen consumos mínimos y además no presentan el problema de la fragmentación. En su interior encontraremos chips de memoria NAND Flash, que puede ser de diferentes tipos, y los controladores, que también pueden ser diferentes según el modelo que escojamos.

Vienen acompañados de memoria caché tipo DRAM (DDR3), normalmente 512 MB en los modelos más comerciales, y cuentan con diferentes funciones que contribuyen a mejorar y asegurar el rendimiento.

Motivos para cambiar a un SSD:

Es mucho más rápido que un disco duro tradicional, tanto que es capaz de dar una segunda vida a equipos viejos y hacer que parezcan nuevos. Los SSDs bajo SATA III trabajan a velocidades de lectura y escritura que pueden rondar los 560 MB/s, mientras que un disco duro estándar de 7.200 RPM lograba máximos de 120 MB/s.
Han mejorado mucho en términos de fiabilidad, tanto que incluso los modelos más económicos, que vienen equipados con memoria NAND Flash “más barata”, tienen garantizada una vida útil de hasta 1,5 millones de horas. Esto quiere decir que por lo general acabaremos cambiándolo antes de que llegue a fallar.
El rendimiento bruto no es lo único que importa, también debemos tener en cuenta los tiempos de acceso, y en este sentido los SSDs también están muy por encima de los HDDs. Los primeros tienen medias de 0,035 milisegundos, mientras que los discos duros rondan los 15 milisegundos.
La capacidad tampoco es ya un problema, ya que gracias a la importante bajada de precio que han experimentado es posible encontrar SSDs con una buena relación capacidad-rendimiento-precio, aunque esto lo veremos mejor a continuación.


Recomendaciones por menos de 100 Dolares 

Dado que la diferencia de precio que existe entre los modelos de 120 GB y los de 240 GB es mínima vamos a obviar los primeros, que no son recomendables a menos que tengáis un presupuesto muy muy ajustado, e incluso en ese caso os recomendamos ahorrar los 20 euros de diferencia para ir a por el de mayor tamaño.




Crucial BX200 de 240 GB.

Una solución fantástica, de lo mejor relación calidad-precio que existe hoy por hoy en el mercado. Tiene una capacidad más que suficiente para cualquier usuario medio y nos permite incluso utilizarlo para juegos, siempre que seamos conscientes de que tendremos que jugarlos e ir borrando para instalar otros nuevos.



Sus velocidades no llegan al nivel de otros modelos de fabricantes como Samsung, ya que se sitúa en 540 MB/s y 490 MB/s en lectura y escritura secuencial, pero continúa siendo más que suficiente para disfrutar de un excelente nivel de rendimiento.

Por otro lado su fiabilidad es indiscutible, ya que ha sido probado a fondo y ha conseguido un máximo de 72 TB en operaciones de escritura antes de fallar, lo que equivaldría a grabar 40 GB diarios durante unos 5 años.



Precio: 64.99.USD 80 o mas en otros países de la región 




Alternativa: Samsung Evo 850 de 250 GB. Ligeramente superior en rendimiento y con un poco más de capacidad, pero un precio superior. Cuesta 88 dolares 



Recomendaciones por menos de 200 Dolares:

En este presupuesto podemos doblar la capacidad y sin necesidad de llegar a apurar esos 200 Dolares . Como se mostró  en el punto anterior daremos una opción recomendada por calidad-precio, y otra que a pesar de ser un poco más cara merece ser tenida en cuenta.



SanDisk Ultra II de 480 GB

Su relación precio-prestaciones es simplemente estupenda, tanto que no hay nada mejor en su gama a día de hoy. Con esos 480 GB tendremos capacidad más que suficiente para satisfacer incluso nuestras necesidades más exigentes.

Por ejemplo podremos tener instalados nuestros juegos favoritos y seguir trabajando y utilizando el equipo sin problemas, y será mucho más complicado llegar al punto de tener que ir borrando cosas para “dejar sitio”.

En cuanto a prestaciones logra velocidades de lectura y escritura secuencial de 550 MB/s y 500 MB/s respectivamente y en fiabilidad ninguna pega, ya que está a la altura de los SSDs actuales.

Precio: 122.96 USD varia de precio en toda Latinoamerica entre 20%  y el 30%




Alternativa: Si no nos importa gastar un extra a cambio de tener una fiabilidad absoluta el Sandisk Extreme PRO es una gran opción, ya que ofrece un rendimiento ligeramente superior pero está garantizado por 10 años. Su precio es de 189.99 USD


Recomendaciones por menos de 300 Dolares.

Pasamos aquí a unidades con capacidades de 960 GB y máximos de 1 TB. Estos SSDs pueden cubrir sin problemas las necesidades de cualquier tipo de usuario, ya que llegan al nivel de lo que se considera como estándar hoy en día.




SanDisk Ultra II de 960 GB

Una de las soluciones con la relación euro-gigabyte más económica del mercado, pero sin que ello implique renunciar a un buen nivel de rendimiento o a una buena fiabilidad, ya que mantiene los 550 MB/s en lectura y los 500 MB/s en escritura.

Con un SSD de esta capacidad podremos prescindir casi totalmente de unidades secundarias y podremos tener siempre disponible nuestros juegos, herramientas de trabajo y contenidos, sin preocuparnos del espacio restante.

Precio: 235,83 Dólares .



Alternativa: El Samsung 850 EVO es una buena opción si el presupuesto nos lo permite, ya que ofrece 1 TB de capacidad y tiene un rendimiento ligeramente superior, aunque incrementa el precio hasta los 301 Dolares

0 comentarios:

Publicar un comentario